Portugal presenta su plan de recuperación

Portugal ha conseguido ser el primer país que envía su plan de inversiones y reformas a la Comisión Europea para acceder a los fondos de recuperación. De esta manera, mientras que la mayoría de países comunitarios continúa teniendo problemas con la elaboración de sus planes, Portugal se destaca en el semestre en el que ocupa la presidencia rotatoria de la UE.

Portugal es el primer país comunitario que envía su plan de recuperación a Bruselas. Incluye 36 reformas y 77 inversiones.

En octubre de 2020, Portugal entregó al ejecutivo europeo un primer borrador, un plan de acción basado en tres pilares: resiliencia, transición climática y transición digital. Tras un período de intercambio de impresiones con la Comisión, sólo cuatro inversiones en carreteras y una planta fotovoltaica (por un valor total de 190 millones de euros), fueron excluidas del borrador. A continuación, la versión modificada del plan se sometió a consulta pública pero no surgió ningún cambio relevante, más allá de que un impulso a varias inversiones en el área de cultura y economía azul. Resultado de ello, en abril de 2021, Portugal presenta la Comisión la versión final del plan de recuperación “Recuperar Portugal, construindo o futuro”.

Portugal aspira a recibir 13.944 millones de euros en subvenciones y 2.700 millones en préstamos. En total, le corresponden 16.644 millones de euros del estímulo europeo.

La Comisión dispone de dos meses para evaluar el documento. En su análisis, tendrá en cuenta si el plan de recuperación portugués dedica al menos el 37 % del gasto a inversiones que promuevan el cambio climático y el 20 % a la transición digital. Una vez la Comisión haya dado el visto bueno, el Consejo de la UE dispondrá de otro mes adicional para validarlo. Sin embargo, Portugal y otros países más adelantados, como España, quieren recortar este periodo de evaluación. Por eso, el gobierno portugués confía en poder recibir la primera transferencia antes de que concluya su presidencia rotatoria de la UE a finales de junio de 2021.

En caso de ser aprobado, Portugal podrá acceder a una prefinanciación del 13 %, el mismo porcentaje al que tendrán derecho el resto de países de la UE.

Propuestas de inversión en la frontera

“Recuperar Portugal, construindo o futuro” se basa en tres pilares: resiliencia, clima y digitalización. La versión final del plan de recuperación portugués, contiene un epígrafe para señalar los planes a realizar de manera conjunta con España. En el ámbito de la digitalización, se destaca que Portugal y España firmaron recientemente un Memorando de Entendimiento con vistas a la creación de una Alianza Digital Ibérica. En este sentido, las áreas prioritarias para avanzar con proyectos comunes incluidas en el Plan son: el desarrollo conjunto de las redes 5G, el Centro ibérico de conectividad digital y el impulso del emprendimiento digital.

En el ámbito de la transición ecológica, se ha identificado la posibilidad de realizar proyectos conjuntos en las áreas de agua y biodiversidad, la protección y resiliencia de los ecosistemas y la exploración de recursos minerales estratégicos. En términos energéticos, se espera promover la colaboración empresarial e implementar proyectos conjuntos en el área del hidrógeno verde y la cadena de valor de vehículos eléctricos.

El plan está estructurado alrededor de los pilares que marca el fondo de recuperación, incluyendo medidas para la extensión de la atención médica y de la vivienda pública, la descarbonización de la industria, y la digitalización de las escuelas (complementada por las lecciones a través del tercer canal de la televisión pública).

También se pretende aprovechar mejorar la movilidad transfronteriza mediante la realización de un conjunto de inversiones (por un valor de 65 millones de euros) en la carretera de Braganza a Puebla de Sanabria, en Zamora; el puente internacional sobre el río Sever para unir Extremadura y el Alentejo; o el puente que conecta el pueblo de Alcoutim con Sanlúcar de Guadiana, en Huelva.

Portugal incluye la carretera de Braganza a Puebla entre sus inversiones prioritarias.

Sin embargo, se queda fuera del plan luso la solicitud realizada en el Semestre Europeo para solucionar uno de los grandes retos sobre la mejorar de la competitividad del país: las interconexiones energéticas entre Portugal y España, es decir, amplificar el acceso al mercado único del país luso a través de la Península Ibérica. Las inversiones para lograr este objetivo se apoyarán a través de los fondos del Mecanismo Conectar Europa. Según señala el texto, la verdadera limitación en la interconexión de Portugal con el mercado único reside en la interconexión entre la Península Ibérica (España) y Francia, que resulta más baja de lo acordado.

FUENTE: Carolina Serrano, para La Opinión/El Correo.

IMAGEN: El Economista

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email
Share on print

Noticias Relacionadas

Un proyecto de

Un proyecto de

Categorías

Recibe por email las novedades

Loading